Conaf región de Coquimbo, realizó la segunda “Gira Técnica de Intercambio de Comunidades Agrícolas” en la comunidad agrícola de Cerro Blanco, comuna de Ovalle y en donde compartieron experiencias integrantes de las comunidades de Cerro Blanco, Peñablanca y la Corporación Nacional Forestal, en el marco de la Estrategia Nacional de Cambio Climático y Recursos Vegetacionales (ENCCRV)

Esta actividad tuvo por objetivo vincular las experiencias de las comunidades agrícolas en temas de Restauración Ecológica, recolección de aguas y forestación; visitando las exclusiones de la Comunidad Agrícola Cerro Blanco. Esta es la segunda gira realizada en torno al proyecto, la primera gira fue realizada en septiembre, quienes visitaron la Reserva de Cerro Grande de la Comunidad Agrícola Peñablanca, y pudo observar in-situ, el trabajo auto gestionado en temas de protección y conservación de la flora y fauna del lugar, además prácticas de obtención del recursos hídricos mediante la instalación de sistema de atrapa nieblas.

En la actividad, las comunidades pudieron observar el arduo trabajo realizado desde hace 20 años por la Conaf y las comunidades, con obras de conservación de suelo y captación de aguas lluvias, además de forestación y revegetación, principalmente de flora y especies vegetacionales nativas.

Diego Morales, jefe del Departamento de Desarrollo y Fomento Forestal, unidad dependiente de Conaf que está a cargo del proyecto, destacó la experiencia vivida con las comunidades, señalando que “sin duda, el intercambio de experiencias entre las comunidades de Peñablanca y Cerro Blanco ha sido altamente positivo y fructífero, pues ha quedado claro para los participantes, que independiente de las particularidades y diferencias ambientales que puedan tener sus territorios, ambas comunidades están comprometidas en el desarrollo de acciones de restauración y defensa contra el avance de la desertificación y por ello Conaf Coquimbo está acompañándolos en tan importante desafío”.

Para el director regional de Conaf Coquimbo, Eduardo Rodriguez, esta experiencia, “es el ejemplo más claro de la lucha que todos y todas debemos dar en contra de la desertificación”. La autoridad forestal comento que “es necesario que enfoquemos todas nuestras fuerzas en esta lucha y el trabajo que realizan las comunidades agrícolas, en torno a la estrategia de cambio climático, ya que nos encontramos en el punto focal donde cada vez el desierto avanza con más fuerza, con todo lo que eso conlleva en términos de degradación de suelo y su consecuente daño a quienes viven en estas comunidades y ven afectado su desarrollo rural. Es por ello que estas obras auto gestionadas por las comunidades con el apoyo de Conaf, se hace tan importante para frenar el avance del desierto”.

Domingo Cortés, tesorero de la comunidad agrícola de Cerro Blanco, comentó que “todo el trabajo que hemos hecho en reforestar, comenzó hace 20 años atrás, allá por el año 98 cuando el proyecto lo desarrollaba Conaf, el INFOR y el PRODECOF. Esto ha ido acompañado de talleres que han ayudado a cambiar la mentalidad de las personas que vivimos en las comunidades ya que el cambio climático llegó para quedarse y nosotros tenemos que sobrevivir con ello”.

Por su parte, Daniel Rojas Carcajal, presidente de la comunidad agrícola de Peñablanca, señaló que “la participación de la comunidad en este proyecto, viene a respaldar y reforzar el trabajo que venimos realizando hace más de una década”. Daniel Rojas, argumentó que “estas giras de intercambio que la corporación ha venido trabajando junto a las comunidades, son muy beneficiosa porque permite que los comuneros conozcan el trabajo que otras comunidades vienen realizando en temas medioambientales, y entender como es este tipo de trabajo, ya que los temas de medioambiente son difíciles de entender porque los resultados son a muy largo plazo”.

Cabe señalar que la ENCCRV tiene como objetivo disminuir la vulnerabilidad social, ambiental y económica que genera el cambio climático, la desertificación, la degradación de las tierras y la sequía sobre los recursos vegetacionales y comunidades humanas que dependen de éstos; a fin de aumentar la resiliencia de los ecosistemas y contribuir a mitigar el cambio climático fomentando la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero en Chile.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí