La actividad se desarrolló en el marco del programa Eleva, que ha establecido una red de trabajo entre las instituciones de educación técnico profesional de la región con el objetivo de promover una formación pertinente y de calidad en todos sus niveles con foco en la industria minera.

Con el objetivo de potenciar la formación de las instituciones de educación técnico profesional, se realizó el conversatorio “Hacia una cultura de seguridad” en La Serena. La instancia, impulsada por docentes y directivos que participan de la red del programa Eleva en la región, tuvo por objetivo ajustar los conocimientos de los estudiantes en materia de seguridad en línea con las necesidades de la industria.

La actividad se desarrolló en el Liceo Jorge Alessandri Rodríguez y contó con la participación de Rodrigo Lavín, líder de Implementación de Eleva; Fabiola Ponce, coordinadora de Redes de Eleva; Rogelio Ramírez, prevencionista de Finning, y más de 30 estudiantes de instituciones de formación técnica de la región de Coquimbo, tales como Ceduc UCN, Aiep, CFT Estatal de Coquimbo, Liceo Pedro Regalado, Liceo Pablo Neruda, Colegio Cardenal Silva Henríquez de Ovalle, entre otros.

Durante la jornada, Fabiola Ponce, aseguró que “esta actividad marca un hito en el desarrollo de las redes del programa Eleva, ya que es la primera vez que un nodo toma la iniciativa y lidera una actividad de este tipo. Esto evidencia que la estrategia que hemos estado implementando a nivel regional, y específicamente en la región de Coquimbo, ha estado siendo efectiva”.

La coordinadora de las redes de Eleva agregó que “vincular a estudiantes de enseñanza media con estudiantes de educación superior y trabajadores de la minería en una conversación sobre un desafío tan importante en la industria como lo es la seguridad, es sin duda, algo poco usual, y fruto del trabajo colaborativo de los actores de la red”.

Por su parte, Rogelio Ramírez, prevencionista de Finning, quien analizó los desafíos en materia de seguridad con una mirada desde la industria, enfatizó en la importancia de seguir formando profesionales integrales que se empoderen en los temas de seguridad, medio ambiente y calidad. Además, recalcó que el rol de la industria minera debe estar en “concientizar para tomar la medidas necesarias que permitan proteger eficazmente la vida y salud de los trabajadores e incentivar un mayor acercamiento con los establecimientos a través de pasantías, charlas, capacitaciones, etc”.

En tanto, Mónica Díaz, jefa técnica del Liceo Jorge Alessandri Rodríguez, agregó que “los estándares de seguridad son vitales y relevantes en la minería, ya que los cambios tecnológicos, tanto de equipos y procedimientos, van variando vertiginosamente. En este sentido, analizar y reflexionar en torno a los procedimientos y procesos con los técnicos en formación resulta vital”.

Díaz puntualizó además en que el desafío está en instalar una cultura de seguridad y “lograr que los estudiantes sean capaces de integrarla en sus estilos de vida”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí