Según un testimonio escrito que data de 1575, donde se relata la convivencia entre los pueblos indígenas de aquel entonces y los españoles conquistadores, se decreta desde el Virreinato en Perú, que se edifique la primera iglesia en el sector.

La historia está marcada hace más de cinco siglos. El sector era conocido como el Pueblo de Elque, a los pies del cerro Cotoc, el que en la actualidad se conoce como El Tambo, lugar en donde compartían los indios churrumatas y diaguitas.

Es en este lugar donde se edifica la primera iglesia del Valle del Elqui donde se adoctrinaron a indios por parte de los españoles. Lugar que ha sufrido los golpes de la naturaleza con terremotos que la destruyeron, sumado al devastador incendio que consumió el templo en 2004 dejándolo solo en ruinas, sin embargo, gracias a los fieles, se pudo reconstruir 3 años después.

La idea de declararlo santuario nace de la iniciativa del sacerdote José Luis Flores, quien considera que por la historia de la localidad y de la primera manifestación católica en el Elqui, la iglesia de El Tambo debiese transformarse en el primer Santuario del Valle.

Al respecto, el párroco de Vicuña manifestó “hay que preparar el lugar, donde la gente pueda vivir, realizar un vía crucis, un mural, algo que sea acogedor, el santuario debe ser un espacio de encuentro, de la expresión de la cultura y también ecuménico”.

Por su parte, Sebastián Tapia, administrador ejecutivo del Santuario de la purísima del Valle del Elqui, argumentó que “se tiene planteado realizar eventos no solo para católicos sino para las diversas culturas, además esperamos que año a año vaya creciendo la fiesta patronal que este año reunió a más de mil peregrinos en el pueblo”.

En este sentido, el alcalde de Vicuña, Rafael Vera, manifestó su apoyo a declarar santuario a la iglesia de El Tambo que va también en favor al desarrollo de la comuna.

“Es una iglesia emblemática, maravillosa y es parte de la historia de nuestra región y que sin lugar a dudas poder realizar un santuario allí es algo loable, necesario que a su vez, como una comuna que se desarrolla en el ámbito turístico, también es un aporte”, manifestó el edil.

La idea de esto es que sea un lugar de encuentro, cultural y ecuménico, donde se espera generar un espacio para diversas culturas y extranjeros con apoyo a inmigrantes, un parque, una casa de retiro, la renovación de la casa patronal y hacer un museo entre otras ideas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí