Diversos equipos de Gobierno han llegado a la comuna minera para evaluar la situación dejada por el fuerte movimiento telúrico que afectó la zona y que dejó decenas de viviendas con daños.

La Gobernadora de Elqui, Daniela Norambuena, llegó hasta la comuna de Andacollo para analizar en terreno la situación de las viviendas afectadas por el pasado movimiento telúrico, por lo cual efectuó un recorrido en compañía del alcalde Juan Carlos Alfaro y otras autoridades parlamentarias de la zona.

Al respecto la autoridad provincial señaló que el Gobierno está apoyando diversas acciones para llegar con los requerimientos que se han efectuado al Serviu y Ministerio de Desarrollo Social.

“Fuimos a constatar los daños y la aplicación de las fichas sobre todo en las casas no habitables, para lograr llegar con una vivienda de emergencia gestionadas gracias a la ONEMI. El Presidente Piñera fue enfático en señalar que los recursos están y el plan de reconstrucción se aplicará a las comunas afectadas por daños. Es importante destacar que en todo proceso de emergencia se debe cumplir con la normativa y procesos como las fichas de emergencia, luego la evaluación de Serviu para hacer la entrega de una forma ordenada y no ocurra como en el sector de Baquedano donde se entregaron bonos dobles a una sola persona por un error y luego la Contraloría efectuó diversas observaciones al proceso. También en esta visita nos dimos cuenta que existen varias casas sin la posesión efectiva, por lo que se abre otra ventana de trabajo para poder regularizar esta situación en la comuna”.

El alcalde de Andacollo, Juan Carlos Alfaro, agradeció la visita de la autoridad y sostuvo que se aplicaron más de 200 fichas de emergencia, agregando que desde el primer día de ocurrido el hecho se ha trabajado en coordinación con el Ministerio de Vivienda, Desarrollo Social, entre otros.

“Tenemos 134 viviendas con daño mayor no habitables, 14 destruidas y 150 viviendas con algún tipo de daño leve, esperamos que los recursos puedan alcanzar para ayudar a los afectados, hemos entregado las evaluaciones para que se realice el plan de reconstrucción. Nuestro equipo de trabajo ha estado sin parar y tenemos casi todas las viviendas reportadas y aplicadas las fichas básicas de emergencia”, sostuvo la autoridad.

Las casas afectadas en su mayoría son las que fueron construidas con bloques de barro y varias con 60 a 80 años de antiguedad y otras con paredes delgadas de barro y madera en las primeras poblaciones de la comuna, que ya se habían visto afectadas en el terremoto del año 2015.

La autoridad provincial sostuvo que se trabaja en el proceso de reconstrucción y los mecanismos para poder entregar la ayuda a los afectados según el catastro efectuado con anterioridad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí