Tras cumplirse 43 años de la muerte del gran maestro, estudiantes de 5to básico a 4to medio recordaron su pasión y enseñanza a través de la música.

En el marco de conmemorar un año más de la muerte de Jorge Peña Hen (1928-1973); compositor, inventor del Conservatorio de La Serena y la Sociedad Bach e impulsor de la primera Orquesta Sinfónica Infantil de Chile y Latinoamérica (1964); estudiantes y miembros de las diferentes bandas y orquestas de la Escuela Experimental de Música –institución que creó en 1965 para la enseñanza musical de menores de la región- rindieron un emotivo homenaje a su fundador, tras cumplirse 43 años de su fatídico suceso en manos de la ‘Caravana de la Muerte’.

En el patio techado de la Escuela, la comunidad educativa y vecinos del sector se unieron a las actividades en honor al Hijo Ilustre. Instancia en que los estudiantes de 5to básico a 4to medio –pertenecientes a la Banda Infantil, Intermedia y Juvenil, y la Orquesta Sinfónica Infantil, Filarmónica y Sinfónica Juvenil- presentaron diferentes intervenciones, incluyendo obras compuestas por el propio director nacional.

Mariana Barrera Ossandón, directora de la Escuela Experimental de Música, comentó que la realización de este acto, “es en memoria de Jorge Peña Hen y él se lo merece. Gracias a su trabajo y a la música que partió aquí, en esta escuela que él creó, su legado no muere y sigue más vivo que nunca. Ese es nuestro compromiso, mantenerlo de esa manera y ver a los niños y jóvenes tocando es un orgullo, ya que se están desarrollando de forma integral y la música contribuye en esa formación”, comentó.

Por su parte, el director del Departamento de Música y Presidente de la Fundación Educacional Musical de La Serena, Mario Arenas Navarrete, se refirió a la impronta que dejó en vida el músico y el significado que tiene esta fecha, donde se conmemora 43 años de su muerte; enfatizando que “su legado es tan importante a nivel nacional como internacional. El logro que tuvo Jorge Peña Hen, permitió que no sólo esta escuela, sino que una cantidad importante de establecimientos educacionales a nivel nacional estén siguiendo este proyecto educativo. Sin embargo, ninguno ha logrado el alcance que tiene éste, en virtud de que está vinculado con una universidad y quienes ejercen las actividades musicales son académicos, lo que conlleva una diferencia cualitativa respecto al resto y aspiramos que pueda ser acogido por otras universidades del país”, explicó.

Desafíos y Proyecciones

Tras 51 años de existencia de la Escuela Experimental de Música Jorge Peña Hen, aún quedan grandes desafíos que alcanzar como establecimiento educacional. Ante eso, Arenas es categórico en sostener que la Escuela aún no ha logrado desarrollar la creatividad: “Lo que se hace fundamentalmente es ejecutar repertorio de grandes maestros, pero todavía no tenemos la posibilidad de llevar a cabo la composición, que fue una de las grandes características de Jorge Peña Hen”.

Además, está la necesidad de “lograr una subvención especial, como tiene el Instituto Nacional, para que sea reconocida en el ámbito nacional y en términos simbólicos, como una institución emblemática que superó los 50 años y que ya está instalado en la Historia de Chile. Sin embargo, eso todavía no ha sido reconocido”, indicó Mario Arenas Navarrete.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí